Recursos Preguntas Frecuentes Términos y Definiciones Para Educadores In English Inicio

Administre bien su dinero:
Ponga su dinero a trabajar

Prepare un plan de gastos


Ahora que ya sabe mejor cuáles son sus ingresos y gastos actuales, ha llegado el momento de desarrollar un plan de gastos. La mayoría de las personas creen que necesitan más dinero para sus gastos, sin tener en cuenta sus ingresos. Sin embargo, tener dinero adicional no siempre es la respuesta. Lo que cuenta es cómo planea sus gastos y cómo gasta en realidad su dinero.

A continuación mencionamos algunas señales que pueden indicar que se avecinan problemas de dinero. ¿Vienen algunas de ellas al caso?

Aunque haya respondido que "sí" a todas las preguntas anteriores, no se descorazone ni pierda las esperanzas. Hay medidas que puede tomar para hacer rendir más su dinero y sentir más satisfacción cuando gaste. Debe entender que sólo cuenta con una cierta suma de dinero y aprender a vivir con lo que tiene. Quizás piense que esto es algo imposible de lograr, pero la mayoría pueden alcanzarlo.


Un plan de gastos

El secreto está en saber cuál es su situación actual, a dónde espera llegar en el futuro y en encontrar la manera para lograrlo. Es algo parecido a trazarse una ruta para ir de vacaciones a un lugar nuevo y desconocido. Sólo tiene que saber qué ruta va a tomar para llegar a su destino, o en este caso, a su destino financiero.

Un plan satisfactorio

Usted ya sabe que para lograr un plan de administración financiero que dé buenos resultados se requiere que tome algunas decisiones difíciles. A continuación mencionamos los otros pasos que deberá tomar:


Algunas pautas para sus gastos

Las pautas de porcentajes para los gastos pueden ser útiles a medida que examine cómo gasta su dinero. Se brindan estas pautas con el sólo propósito de que las use para hacer comparaciones. No son reglas precisas. Estas cifras se basan en datos nacionales del Departamento de Trabajo de EE.UU. Recuerde que sólo muestran los gastos promedios de hogares encuestados, no la cantidad de dinero que las familias deberían gastar.

Una familia puede decidir gastar 40 por ciento de sus ingresos netos (después de pagar los impuestos) para gastos de vivienda y gastar menos en ropa y transporte. Otra familia puede escoger gastar más en transporte y menos en vivienda. Usted es quien decide cuáles son sus prioridades. Sin embargo, cuando establezca las pautas de gastos, asegúrese de que la suma de todos los porcentajes sea igual a 100 por ciento. Asegúrese de incluir todos los gastos hechos a crédito en la categoría apropiada, tales como pagos de la tarjeta de crédito por la compra de una alfombra nueva. La vivienda, alimentación y transporte representan cerca de dos terceras partes del presupuesto de la familia, y alrededor de una tercera parte corresponde a todos los otros gastos. Es aquí donde el reto de administrar bien su dinero se hace evidente.

Vivienda (inclusive servicios, impuestos y mantenimiento) 31.8–35 por ciento
Alimentos15.6–20 por ciento
Transporte (inclusive el seguro)17–19 por ciento
Ropa y servicios (arreglos, lavandería) 5–7 por ciento
Cuidados de la salud (inclusive el seguro)5–9 por ciento
Entretenimiento3–6 por ciento
Ahorros (inclusive para la jubilación)2–10 por ciento
Todos los demás gastos7–12 por ciento

Nota: "Todos los demás gastos" incluye: bebidas alcohólicas, revistas y periódicos, gastos de educación, cuidado personal, contribuciones monetarias, seguro de vida e incapacidad y gastos varios.

¿No sabe cómo calcular el porcentaje de sus gastos? He aquí un ejemplo: Si gasta $350 al mes en gastos de vivienda y sus ingresos son de $1,000, está gastando 35 por ciento de sus ingresos en vivienda.

(350 x 100)/1,000 = 35 por ciento

Calculadora

Use esta calculadora para determinar su porcentaje de gastos.

El punto más importante que debe recordar es que el dinero que se lleva a casa es como un pastel Si corta una tajada demasiado grande, deberá cortar las demás tajadas más pequeñas para que todos puedan probarlo. De otra manera, una persona se quedará sin probar el pastel. Si hace esto con su cheque de pago, probablemente tendrá que pedir dinero prestado para poder cubrir todas sus deudas.


Mi plan de gastos

Prepare un plan de gastos por escrito

Siga los pasos en la Hoja de Trabajo – Mi plan de gastos para preparar su presupuesto. Estas pautas le servirán para preparar un plan de gastos que se ajuste a sus necesidades. Si sigue cada paso, se ahorrará tiempo y se evitará un complicado sistema de contabilidad. No le obrará milagros, pero le mostrará la manera en que puede hacer rendir su dinero al máximo. Para que el plan funcione, los siguientes pasos son necesarios:

Calculadora

Use esta calculadora para ayudarle a determinar sus ingresos, gastos y ahorros.

Antes de comenzar a preparar su plan de gastos, es importante que recuerde que la buena administración del dinero se inicia mucho antes de que empiece a llevar cuentas de cómo gasta su dinero. Su plan es una cuestión personal o familiar. Es necesario que usted examine sus valores y recapacite sobre lo que es importante para usted. Sus metas reflejarán sus valores. Nadie puede decirle cuál debe ser su estilo de vida. Sólo usted puede decidir cómo va a gastar su dinero. El manejo eficaz de su dinero dependerá del estilo de vida que escoja y de las metas que quiera alcanzar.

Spending Plan spreadsheet

Se preguntará, ¿qué recortes puedo hacer para ajustarme a mi presupuesto? ¿Viajes? ¿Ropa? ¿Diversiones? ¿Educación? Usted lo decide. Piense en su situación actual y en qué situación le gustaría estar en cinco o diez años. Su plan a largo plazo debe reflejar las metas que usted y su familia consideran que son las más importantes. Si sus gastos representan más que sus ingresos o si está buscando maneras de disminuir sus gastos para poder ahorrar, la sección "No deje que se le escape de las manos" le ayudará a hallar maneras para evitar esas fugas de dinero.

Cash Flow spreadsheet


Planee ahorrar

Al preparar su plan de gastos, ante todo planee en ahorrar. Podrá aumentar su dinero cada mes si se paga a si mismo primero. He aquí una idea que valdría la pena poner a prueba: antes de pagar cualquier cuenta, determine una cantidad a pagarse a si mismo de su cheque de pago, por ejemplo 5 ó 10 por ciento. Luego, deposite esa cantidad en una cuenta de ahorros, antes de pagar cualquiera de sus deudas. Haga de cuenta que este pago que se hace a si mismo es otra deuda que tiene que pagar. Cuando hace esto al comienzo de mes, no se le esfumará todo su cheque de pago. Pero si se espera hasta fin de mes, tal vez no le quede nada para ahorrar. Aumente gradualmente el porcentaje que se paga a si mismo hasta alcanzar 10 por ciento.

Pagarse a si mismo primero es una manera sistemática de hacer crecer su dinero. No importa que trabajo tengo o cuánto sean sus ingresos, el sistema da resultado.

Otra técnica que puede probar para ahorrar es echar a diario en una lata de café todas las monedas o cambio que tenga. Al final del mes, cuente y empaque las monedas y deposítelas en su cuenta de ahorros. Podría ahorrar hasta $30 al mes.

Recuerde que la buena administración de sus finanzas no es una simple fórmula matemática. La vida familiar es imprevisible y por eso es muy importante ahorrar.

Su plan de gastos puede cambiar si se presentan cambios en su vida. El objetivo de un buen presupuesto es ayudarle a usar su dinero para que logre sus metas, sin obligarlo a seguir reglas estrictas. No se desanime si su plan de gastos no da los resultados esperados inmediatamente. Quizás sea necesario que hagas varios ajustes hasta que esté de acuerdo con sus necesidades y deseos. Entonces, revíselo de vez en cuando para asegurarse que le es útil para aprovechar sus ingresos al máximo.


¿Cuánto debo?

Determine cuánto debe

Es importante que incluya todas sus deudas de crédito como parte de sus gastos. Use la Hoja de trabajo - ¿Cuánto debo? para tener una idea precisa de sus obligaciones crediticias, tanto préstamos como tarjetas de crédito. Anote los gastos a crédito en la categoría apropiada de gastos.


Calculadora

Use esta calculadora para sumar sus deudas de crédito.


Próxima sección: ¿Qué es el crédito y cuánto crédito me puedo permitir?


volver arriba